Conoce cuál es el futuro de la tecnología en la salud

Carlos Rebato    6 febrero, 2020
Tecnología en la salud: conozca cuál es su futuro inmediato | Thinkbig

Durante los últimos tiempos, se ha incrementado el interés por innovar en todos los ámbitos. Y ello va desde tecnología y ambiente, industria, educación y también en pro de la salud. Esto ha conllevado a emplear la tecnología en la salud, que beneficia ampliamente los procesos de atención al paciente, diagnóstico o productos para la mejora de la calidad de vida.

La revolución tecnológica y los avances médicos existentes conllevarán a combinar una gran cantidad de datos disponibles, al igual que los servicios de computación en la nube y el aprendizaje automático. De hecho, se están creando soluciones basadas en inteligencia artificial para proporcionar información y análisis expertos a gran escala y a un bajo costo (Vatandsoost y Sanaz, 2019).

Tendencias de la tecnología en la salud

La Organización Mundial de la Salud (OMS) explica sobre el crecimiento acelerado del gasto en salud. Esta tendencia es relevante en países de ingresos bajos y medianos en un promedio de 6 %. Este aumento conlleva, y así lo indica la OMS, que hay mayor posibilidad de acceso a los servicios de salud. A nivel tecnológico, la organización afirma que incorporar nuevas tecnologías minimizará las desigualdades en el acceso, asistencia y tratamiento.

En este sentido, los profesionales de la salud a través de las innovaciones recientes podrán mejorar aspectos como:

  • Registros y el monitoreo.
  • Implementación de medidas preventivas para masificar la salud y minimizar la morbilidad.

Entre algunos de estos avances tecnológicos a favor de la salud, la Revista Forbes preguntó a algunas empresas cuáles tendrían más impacto. A continuación las respuestas:

  • Big data.
  • Inteligencia artificial.
  • Telemedicina.
  • Teléfonos móviles.
  • Wearables.
  • Robótica.
  • Realidad virtual.
  • Prótesis impresas en 3D.
  • Blockchain.
  • Otros.

Inteligencia artificial (IA)

La tecnología en la salud con IA ha llegado más lejos y rápido de lo que nadie podría haber imaginado. El empleo de algunos algoritmos de inteligencia artificial para el análisis de imágenes puede ahorrar tiempo y maximizar la productividad. Sumado a ello, en ocasiones es de vida o muerte saber el diagnóstico de determinado paciente. Muchos se han preguntado qué es un bot. Sencillamente, estos pueden atender a los pacientes eficientemente y a distancia.

Según la Revista Forbes,  se ha demostrado que la IA tiene un rendimiento igual o mejor que los estándares humanos actuales. Entre algunos de sus aportes, revelados por Vatandsoost y Sanaz (2019) se tienen:

  • En el diagnóstico de cáncer de piel, el aprendizaje automático puede funcionar igual de bien que una junta de dermatólogos.
  • El machine learning (ML) se encuentra preparado para actuar en la detección automatizada de nódulos pulmonares en tomografías computarizadas y neumonía en radiografías de tórax.
  • Para que las prácticas de mamografía sean más eficientes,  la IA se puede adiestrar utilizando grandes conjuntos de datos complejos. Tiene el potencial de realizar interpretación de imágenes con capacidades altamente específicas, pero posiblemente consecuencias no deseadas (y poco entendidas).

Aplicaciones robóticas

Un ejemplo de esto, son las cirugías con el apoyo de la robótica. Esta tiene el potencial de optimizar las operaciones, medicación y la atención al paciente. Incluso, estos pueden dar soporte a los cirujanos para la conducción a un mejor tratamiento y menos tiempo de hospitalización.

Por ejemplo, en Chile, en marzo de 2019, se realizó una intervención llamada neoimplante ureteral bilateral. La cirugía resultó exitosa y fue realizada a través del sistema quirúrgico robótico Da Vinci, el cual permite una mayor precisión. Estas técnicas robóticas han sido aplicadas en diversas áreas.  Se afirma además que en términos de estandarización y en oncología han sido un gran apoyo. En el caso del cáncer, su incidencia ha sido positiva en diversas aplicaciones.

Impresión en 3D

Esta tecnología ha impactado la vida de muchos, en especial en la medicina y atención médica (César-Juárez y otros, 2018). Entre sus principales aplicaciones para la tecnología en la salud, se exponen:

  • Producción de equipo médico.
  • Réplicas de partes humanas.
  • Preparación de modelos 3D de tumores.
  • Reemplazo de férulas de dedos.
  • Impresión de moldes en extremidades rotas.
  • Válvulas cardíacas artificiales.
  • Medicamentos impresos en 3D.

H2: Tecnología de la información

La atención médica también debe ser primordial. El volumen de datos que pudieran generarse en diversos centros médicos es una tarea titánica. Por ello las nuevas tecnologías han apoyado para potenciar la información y dar un mejor servicio al paciente. Entre los avances en este sector se presentan:

  • Telemedicina.
  • Teleasistencia.
  • E-medicina o comunicación en zonas remotas.
  • M-Healthcare.
  • Nanotecnología.

Así como los mencionados anteriormente, muchos son los avances que la tecnología en la salud ha presentado. Lo cierto es que hay esperanza de que la calidad en la salud se vea beneficiada con estas innovaciones.

Photo by Tim Foster on Unsplash

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *