Ciudades inteligentes de América Latina frente a la pandemia

Jorge A. Hernández    9 noviembre, 2021

Las smart cities o ciudades inteligentes no son un término nuevo, son una tendencia y una oportunidad de negocio creciente donde la tecnología opera como un factor clave para elevar el nivel de vida de sus ciudadanos, pero ¿cómo estamos en América Latina?

Con un potencial estimado en más de dos billones de dólares para 2025, el mercado de las ciudades inteligentes está creciendo a un ritmo anual compuesto del 21.28% (para el periodo entre 2018 y 2025)

El liderazgo en este nicho es ocupado globalmente, según el último Smart City Index 2020, por Singapur, Helsinki (Finlandia) y Zúrich (Suiza). Es de destacar que dichas ciudades fueron las que mejor enfrentaron la pandemia usando la tecnología.

Pero América Latina no estuvo ausente de estos estudios destacándose Medellín, Buenos Aires y Ciudad de México. A pesar del liderazgo regional, Medellín ocupó el puesto 72 de la clasificación global seguida de Argentina (puesto 88) y Ciudad de México (90).

Otras ciudades y el impacto de la pandemia

Otras ciudades que se destacaron en el listado fueron Santiago de Chile y Bogotá con los puestos 91 y 92, mientras las brasileñas Sao Paulo y Río de Janeiro ocuparon las casillas 100 y 102, respectivamente.

Un fenómeno reciente en este nicho lo generó la crisis del covid-19 que cambió las prioridades estratégicas de conectividad, seguridad y movilidad (propias de una ciudad inteligente pre pandemia) para dirigir los recursos regionales al sector salud.

Otras tendencias generadas por el covid-19 que también afectaron la cotidianeidad de las ciudades fueron la popularización del teletrabajo, el crecimiento del comercio electrónico y las plataformas de domicilios, entre otros casos.

De hecho, se ha llegado a formular que la pandemia pudo servir como un “lubricante” para facilitar la transición de las ciudades hacia las smart cities. Y muchos de los cambios generados por la pandemia posiblemente llegaron para quedarse.

Sin embargo, aprovechando esta transformación digital forzada, las ciudades inteligentes de América Latina han fortalecido sus estrategias de conectividad y se prevé que de cerrarse su brecha digital podrían crearse 15 millones nuevos de empleos en Latinoamérica.

Y tal vez, dentro de todas las noticias malas debidas a la pandemia también haya traído algo bueno: más ciudades inteligentes para la región.

Foto creada por evening_tao – www.freepik.es

Sin categoría

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.