Payflow, una app para cobrar la nómina cuando se quiera, a golpe de clic

Raúl Salgado    25 noviembre, 2021
El equipo de Payflow

Posponer irse de compras hasta ingresar la nómina. Verse obligado a retrasar un viaje. Emplazar cualquier tipo de plan para llegar a fin de mes… Y en este contexto, surge la pregunta: ¿por qué no cobrar cuando realmente lo necesitamos?

Una cuestión que se plantearon Avinash Sukhwani y Benoit Menardo a comienzos de 2020. Y que tuvo su respuesta con el lanzamiento de Payflow , una solución que permite a los empleados cobrar cuando quieran, en lugar de una vez al mes. Mediante esta aplicación y de forma instantánea y gratuita, es posible hacerlo, sin alterar el flujo de efectivo, puesto que financian todas las transacciones.

A golpe de clic, los trabajadores se transforman en gestores de su sueldo, ya que simplemente abriendo la app en su smartphone pueden comprobar cuánto han ganado hasta ese día y cobrarlo al instante, o configurarlo para ingresar diariamente o semanalmente, tal y como quieran.

“Todos los españoles deberían tener derecho a cobrar cuando lo necesiten”, asegura uno de los cofundadores. Pero el objetivo de Payflow no es ser únicamente una aplicación para cobrar por adelantado, sino crear una plataforma de bienestar financiero que aporte valor, tanto para los trabajadores como para sus empresas.

De hecho, la aplicación cuenta con una plataforma de educación financiera interactiva y permite ahorrar por objetivos mediante una hucha virtual automatizada.

Más de 100.000 usuarios

Respaldada por Wayra, esta startup aspira a empezar a trabajar con una compañía del IBEX-35. Ya para finales de este año, pretende superar los 100.000 usuarios en la plataforma. Y en paralelo, ha comenzado su expansión internacional con el salto al mercado chileno, que continuará por áreas geográficas como Latinoamérica o el sur de Europa, a la vista de su potencial.

Más allá del crecimiento internacional, desde la compañía admiten que en 2022 tienen previsto lanzar dos productos adicionales que favorezcan el bienestar financiero de los empleados.

Reduce el estrés y aumenta la productividad

Y es que, según los datos que recogen en su web, la posibilidad de cobrar cuando se desee reduce un 21% los índices de rotación de los empleados, mejora un 10% la experiencia de los trabajadores e incrementa un 11% la productividad.

La opción de cobrar cuando se quiera, asimismo, reduce el estrés de los trabajadores, pues permite afrontar gastos imprevistos sin necesidad de recurrir a préstamos bancarios o usar de forma intensa las tarjetas de crédito.

Dos amigos del MIT

Fundaron Payflow en febrero de 2020 y lanzaron la plataforma tan solo un mes después. Pero Avinash Sukhwani y Benoît Menardo se conocieron hace diez años en el MIT (Instituto de Tecnología de Massachusetts), donde se percataron de que muchos trabajadores en Estados Unidos podían cobrar su sueldo más de una vez al mes ya por aquel entonces.

Además de estudiar ingeniería (Avinash en Cambridge y en el MIT y Benoit en Mines Paristech, en el MIT y en INSEAD), ambos cofundadores han sido previamente consultores y han trabajado para Rocket Internet como fundadores de otras empresas.

Años más tarde de conocerse, con la experiencia cosechada en consultoría estratégica y ya con unos cuantos proyectos en su haber, decidieron poner en marcha su proyecto, tras cerciorarse de que el modelo de cobrar bajo demanda estaba empezando a introducirse en Europa.

En concreto, vieron mucho potencial para extenderlo por España, gracias al desarrollo del ecosistema startup y al talento disponible con el que trabajar.

Más de 150 clientes

Actualmente, la startup está formada por más de quince empleados de diez nacionalidades distintas y que han trabajado para grandes compañías como Telefónica, Rocket Internet, BCG, Bain, Michael Page, Oracle, Ebay o Uber.

Durante el pasado mes de octubre, Payflow superó los 150 clientes de todos los tamaños y sectores, habiendo duplicado su tamaño cada dos meses. Un mes antes, en septiembre, ya gestionaba más de 50 millones de euros en nóminas al mes, dado que -de media- más de un 40% de la plantilla de sus clientes utilizan la aplicación.

Y es que los números de esta startup hablan por sí solos, ratificando una breve pero intensa trayectoria que no deja indiferente a nadie.

Desde que en abril de 2020 levantó una ronda semilla de 2 millones de euros, incluyendo inversores de gran nivel como Wayra, Rocket Internet y Plug And Play; hasta que en mayo de 2021 lanzó sus productos Learnflow y Saveflow, y en julio fue aceptada en Y Combinator, la aceleradora más importante del mundo.

Salto a Silicon Valley

Payflow ha sido capaz de saltar desde España a Silicon Valley, la meca del emprendimiento, tan solo un año después de su creación.

“La realidad es que en Silicon Valley se mira poco a las startups europeas y el foco está casi completamente en Estados Unidos. Si acaso, se habla de Reino Unido o de Alemania, pero poco. Creemos que es normal y se ve en las cifras de inversión en las startups del ecosistema. En España se invirtieron 2.100 millones en 2020, pero en EE.UU 156.200 millones”.

A Payflow le encanta la fase del ecosistema que está viviendo ahora mismo, sobre todo por la velocidad del crecimiento. Con oficinas en Madrid y Barcelona, aseguran que en ambas ciudades cada día hay más proyectos con potencial.

No obstante, señalan como posible asignatura pendiente la captación de talento. “En países como EEUU y UK es habitual que el mejor talento se vaya a una startup a trabajar, mientras que en España es menos común. El ecosistema está en alza y vamos por el buen camino, seguro que en unos años estaremos entre los países de Europa con más inversión”, concluyen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.