12 frases que hacen salir corriendo a un cliente de tu despacho

Carlos Bravo    20 agosto, 2013

Da igual si eres una pyme o una start-up. Hay cosas que nunca deberías decir delante de un cliente. He creado mi top 12 de frases que nunca deberías pronunciar delante de un cliente si no quieres meterte en un gran lío.

En los tiempos que corren las ganas de vender hacen que nos esforcemos mucho en conseguir clientes y utilicemos para ello frases que provocan el resultado opuesto. En consecuencia, muchas veces se trabaja gratis o incluso se acaba perdiendo dinero. No cometas este error pronunciando una de las siguientes expresiones:

1. “Todo saldrá bien”

Esta frase ya suena a que los problemas están programados. En vez de calmar a un cliente, le pondrás en modo de pánico. Para evitar que salga corriendo de tu despacho o te cuelgue el teléfono, tienes que ser más transparente para generar confianza.

2. “No hay problemas con cambios sobre la marcha”

Los clientes son como niños pequeños. No ponen fin a sus exigencias. Si no les fijas un límite desde el principio, te “exprimirán” al máximo y te dejarán sin vida.

3. “Es la primera vez que lo hacemos pero no habrá problemas”

Ser honesto con el cliente es importante. Pero si todos los clientes “piloto” hubieran sabido que eran los primeros en probar un producto o servicio, tal vez nunca se hubieran llegado a lanzar al mercado. Es diferente si desarrollas un producto o servicio de manera colaborativa.

4. “El servicio va incluido en el precio”

Aunque quieras vender un producto, el servicio que conlleva también genera un coste. Si el servicio realmente aporta valor, puedes crear una segunda fuente interesante para tu negocio. No la desaproveches.

5. “No tenemos competencia”

Otra mentira de las malas. Escuchar esto como cliente para mí es una razón suficiente para buscar alternativas. Siempre existe competencia, así que no la escondas. En ocasiones incluso tiene sentido recomendar a otras empresas para fidelizar clientes.

6. “Esto es así”

Si “es así” habrá que cambiarlo. Nadie aguanta esta frase y menos tu cliente. Quiere que le aportes soluciones y no que le digas que algo no es posible simplemente porque las cosas no se hacen así en tu empresa.

7. “Las pruebas siempre son sin coste”

Un cliente que no está dispuesto a pagar desde el principio no te aporta valor. Es un buen filtro que puedes aplicar para la selección de empresas a las que deberías prestar servicio. Los que quieren una prueba gratis son los que más adelante dan más problemas que nadie.

8. “Eso no es culpa nuestra”

La antigua regla sigue en vigor: El cliente siempre tiene razón. Aunque haya llegado el momento de despedirse del cliente, hazlo de la mejor manera posible, nunca haciendo reproches aunque tengas razón.

9. “Somos los más baratos con la mejor calidad de servicio”

Para empezar, el precio no es el mejor criterio para diferenciarte de la competencia. Atraes a un tipo de cliente no fiel que en cuanto encuentre una mejor oferta se irá con la competencia. Ten en cuenta también que un precio bajo no va siempre unido a la mejor calidad de servicio.

10. “Los pagos no nos preocupan“

A los nuevos clientes deberías pedirles un prepago. En los tiempos que corren es demasiado peligroso quedarse sin cobrar. También frente al cliente tienes que dar a entender que es un asunto de máxima prioridad para ti.

11. “En los últimos 24 meses no hemos tenido ni una sola queja”

No exageres. Aunque tengas el mejor producto y servicio del mundo es imposible que siempre salga todo bien. Es bueno admitir las propias limitaciones hasta cierto punto, porque es lógico que no todo salga bien y la garantía de éxito no es absoluta.

12. “Lo sentimos”

Si has cometido un error, al cliente no le interesa escuchar continuamente tus disculpas. Quiere saber cómo lo vas a arreglar. Aprovecha la ocasión para recuperar su confianza mostrando que eres capaz de solucionar una crisis y aportar soluciones rápidas.

Las cosas no siempre salen tal como estaban previstas. Ser honesto y reaccionar de manera inmediata cuando las cosas se complican es lo que te ayuda a generar confianza en tus clientes.

¿Cuál es la frase que tú nunca pronunciarías delante de un cliente?

Imagen @h.koppdelaney distribuída con licencia Creative Commons BY 2.0.

Comentarios

  1. ‘No se preocupe’: Cuando te hagan una objeción concreta, hay que dar una respuesta concreta que esté en sintonía con lo expuesto hasta ese momento.

    Basta con hacer una mínima referencia a la preocupación, para que esta crezca como una mala hierba…

  2. Me pongo a temblar cuando me dicen “déjalo en nuestras manos…” acompañado de una palmadita en la espada. La falta de información y la incertidumbre “matan” al cliente a nervios. Como clientes necesitamos tener cierto control sobre la solución del problema, necesitamos una vía de comunicación abierta.

  3. “De esto los que sabemos somos nosotros”, nunca se le puede insinuar a un cliente que no sabe de lo que te está hablando, esto da un aire de prepotencia. Si no lo sabe, habrá que aconsejarle, pero nunca dejarlo en evidencia.

  4. Muy buenas las 12 frases. Pero la que más suelo escuchar y es una mentira como una catedral es: “Nosotr@s no tenemos competencia”. ¿Cómo se puede decir eso en un mercado hiper-competitivo??….algun@s creen que estamos en el siglo pasado, sin redes sociales, sin internet y seguramente esperando que el cliente vaya a buscarles a su puerta porque su producto o servicio es el mejor del mundo.

  5. “Tranquilo, estamos en ello”. Un cliente tiene la garantía al escuchar esta frase de que se está haciendo cualquier otra cosa menos solucionar su problema.

  6. Hay otra que añadiría:
    “a nuestros competidores también les ha pasado lo mismo”
    No hay nada peor que excusarse con lo que les ha pasado a los otros, como si al cliente le importara algo.

  7. La frase “lo sentimos” es quizá la que más escuchamos cuando tenemos problemas con algún producto o servicio. Y más cuando nos damos cuenta de que el error es del servicio técnico o de la atención al cliente que la empresa realiza, y no del propio producto en sí. Dejad de disculpaos y evitad que tengamos problemas!

    Muy buen artículo, por cierto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *