“El mito del algoritmo”: un libro para acercar la inteligencia artificial a la sociedad

Mercedes Núñez    24 septiembre, 2020
mito-algoritmo

¿Nos quitarán las máquinas el trabajo? ¿Está en marcha una carrera armamentística con la inteligencia artificial? ¿Puede un software tener sentimientos? ¿Y ayudarnos a combatir pandemias como el COVID-19 o a predecir desastres naturales? ¿En manos de quién debe estar la ética en este campo? ¿Vamos a perder la privacidad con la inteligencia artificial? ¿Puede superarnos en casi cualquier cosa? ¿Y si las máquinas fuéramos nosotros? De todo ello se habló ayer por la tarde en Espacio Fundación Telefónica. Fue en la presentación del libro “El mito del algoritmo, Cuentos y cuentas de la inteligencia artificial”, de Richard Benjamins, Chief AI & Data Strategist en Telefónica, e Idoia Salazar.

Potencial y limitaciones de la inteligencia artificial

La obra versa sobre el potencial y las limitaciones de la inteligencia artificial: qué es verdad, semiverdad, opinión, ruido o alarmismo.

La necesidad de explicarlo es urgente porque en este momento la inteligencia artificial es una de las principales tendencias. Despierta mucho interés y ya no es solo algo asociado a la ciencia ficción, sino que ha saltado a los telediarios e incluso a las secciones de economía y nacional de los periódicos.

Por eso se trata de un libro divulgativo -dijeron los autores, que consideran que es el momento de que toda la sociedad se prepare para la inteligencia artificial. Aunque nos planteemos supuestos que aún quedan muy lejos, como una inteligencia artificial fuerte, es un buen ejercicio pensar en las expectativas porque estamos en un momento crucial. Las decisiones que tomemos ahora son clave para un resultado favorable o no.

“El mito del algoritmo”, un trabajo colectivo

Tenemos que ponernos de acuerdo en lo que queremos, abrir un debate, formarnos. Por eso también “El mito del algoritmo” es un trabajo colectivo que cuenta con la colaboración de más de 35 expertos internacionales del MIT, Oxford, Harvard, McKinsey, el profesor Antonio Rodríguez de las Heras, tristemente fallecido meses atrás, Chema Alonso, Ramón López de Mántaras o Nuria Oliver, a cuyo cargo corre el prólogo. Esto enriquece enormemente la obra porque muestra distintas visiones, en ocasiones contradictorias, y es que la inteligencia artificial es algo que “está siendo” .

La inteligencia artificial está en pañales, necesita “educación”

El vídeo introductorio del encuentro ya recogía todas las claves. La inteligencia artificial es la tecnología más cercana a nosotros y tiene enormes posibilidades, pero tenemos prejuicios contra ella cuando lo cierto es que está en nuestras manos. En este momento está en pañales, dando sus primeros pasos, y puede que acabe evolucionando por sí misma -quién sabe, aprende rápido… Pero necesita educación, como los niños, para que en su madurez sea lo que queramos que sea. Y conseguirlo implica responsabilidad y buen hacer por nuestra parte. Necesita que corrijamos sus errores y extraigamos todo su potencial. Sus posibilidades son inimaginables pero hay cloroscuros que superar.

En el encuentro se bromeó sobre que en el famoso supuesto de a quién atropella el coche autónomo, podría darse el caso de que en China fuera a los disidentes. O si es más seguro que estén Trump o Watson al frente de Estados Unidos… Fue un debate muy entretenido y del máximo interés, sobre el que volveré la semana que viene con un nuevo artículo.

Estuvo moderado por el periodista Jaime García Cantero y contó con la participación de cuatro expertos en la materia: Ángel Gómez de Agreda, coronel de Ejército del Aire y director del área de Defensa y Seguridad de OdiseIA; Borja Adsuara, abogado experto en Derecho digital; Teresa Rodríguez de las Heras, del Grupo de expertos de la Comisión de la UE sobre formación de tecnologías y responsabilidad respecto a robots avanzados, inteligencia artificial e IoT, y Leontxo García, experto en inteligencia artificial aplicada al ajedrez. 

El papel del ser humano

Una de las claves del encuentro fue que no debemos centrarnos en la aplicación militar de la inteligencia artificial y en la importancia de quién podría apretar el botón en el último momento. La inteligencia artificial empieza a estar en todos los ámbitos de nuestra vida y el ser humano tiene que estar presente en todos sus momentos y todas las decisiones, no solo en el de lanzar el misil o en el jaque mate de la partida de ajedrez. Por ello aboga OdiseIA, el Observatorio del impacto social y ético de la inteligencia artificial, y es el espíritu de “El mito del algoritmo”.

El debate ético, en primer plano

También se llamó la atención sobre que la inteligencia artificial nos ha hecho hablar de la ética como hacía mucho que no ocurría… y es porque nos coloca como un espejo ante nosotros mismos. De ahí su grandeza y su complejidad.

“El mito del algoritmo”, que podría ser la primera entrega de una trilogía, por lo que da de sí el tema, forma parte de una iniciativa mayor, junto con OdiseIA, para divulgar y acercar a la sociedad la inteligencia artificial (con presentaciones, cursos y una web entre otras acciones). Una lectura que llega para quitarle complejidad y desmitificar -como anuncia el propio título- a esta fascinante disciplina.

Imagen: Univesidad Fedeal do Ceará

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *