10 características que tendría la ciudad del futuro (cercano)

María Cascajo Sastre    18 julio, 2013

La ciudad del futuro proporcionará a los ciudadanos una vida más cómoda gracias a IoT. Algunos avances ya se están abriendo paso en los entornos urbanos, y muchos otros llegarán en breve. Hemos resaltado diez características que tendrá la ciudad del futuro, pero puede ver muchas otras en nuestra sección web sobre ciudades inteligentes.

Aparcamiento inteligente. Existirán sistemas que avisarán a los conductores cuando quede libre una plaza de aparcamiento. Los ciudadanos ya no tendrán que perder tiempo dando vueltas para encontrar aparcamiento, y la ciudad estará menos contaminada. ¿Sabía que al disminuir el tiempo promedio necesario para aparcar un vehículo, de 15 a 12 minutos, en una ciudad como Barcelona se pueden reducir las emisiones de CO2 en 400 toneladas?

Sistema de transporte inteligente. Probablemente no tendrá que esperar mucho para beneficiarse de esta característica. De hecho, muchos sistemas de transporte público ya están interconectados, lo que permite la coordinación entre distintos medios de transporte y que estos proporcionen información en tiempo real.

Teleasistencia médica. Algunas consultas médicas ya no serán necesarias. Existen sistemas de monitorización para pacientes que avisan a los médicos cuando se producen subidas de tensión arterial o de glucosa.

Gestión del tránsito. Los sistemas de control de carreteras informarán a los conductores de qué carretera es la más conveniente en cada momento. Asimismo, gestionarán automáticamente los semáforos, con el fin de reducir los atascos al mínimo, al tener en cuenta el volumen de tránsito a determinadas horas.

Redes de suministro eléctrico inteligentes. Proporcionarán la cantidad necesaria de electricidad, según la demanda. De esa forma, se maximizará la eficiencia energética. Existen algunas ciudades que están probando esos sistemas, como Málaga.

Alumbrado urbano inteligente. ¿Por qué desperdiciar energía, si no hay nadie en la calle? El alumbrado público inteligente ajustará la intensidad de la luz según las personas que se encuentren en la calle.

Gestión de residuos. No todos los lugares generan el mismo tipo ni la misma cantidad de residuos. Con unos contenedores inteligentes y un buen sistema de gestión de flotas de vehículos, las rutas de recogida se pueden adaptar a cualquier situación. Gracias a esta clase de soluciones, la recogida de residuos será mucho más eficiente.

Mantenimiento urbano inteligente. Los ciudadanos podrán confiar en los sistemas para notificar al ayuntamiento mediante sus móviles cualquier cambio en los elementos urbanos. De esa forma, las reparaciones se harán más rápidamente.

Taxis inteligentes. La flota de taxis estará conectada, y los clientes podrán reservar un coche mediante una aplicación. El sistema de localización enviará la notificación al vehículo más cercano, sin que sea necesaria la intervención humana. Existen ya algunas aplicaciones móviles para taxis, como My Taxi.

Señalización digital. Los anuncios urbanos se adaptarán a cada ciudadano, y la publicidad proporcionará servicios. Donde ahora vemos muchos carteles en la ciudad en los que se anuncian conciertos, en el futuro el cliente tendrá la oportunidad de comprar la entrada a través de los propios puestos de publicidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *